Organizan colecta de toallas sanitarias para mujeres de escasos recursos

Alina Navarrete Fernández/Chilpancingo, Gro.

Jóvenes feministas organizaron una colecta de toallas sanitarias que serán entregadas a familias residentes de colonias de la periferia de Chilpancingo, para apoyar a otras mujeres que no pueden adquirir una dotación de este producto de higiene femenina mensualmente.

Son 38 mujeres, cuyas edades oscilan entre los 15 y 20 años, las que formaron el grupo de apoyo “Hijas de la luna” para contar con un espacio seguro en el que pudieran hablar de los episodios que han vivido, algunas de ellas fueron víctimas de agresiones de sexuales y otras de acoso callejero.

Recientemente las integrantes del grupo debatieron sobre el uso de las toallas sanitarias, luego de recibir comentarios de que las mismas son altamente contaminantes debido a sus componentes, principalmente plástico.

Actualmente existen otras opciones para la higiene femenina, como las copas menstruales; sin embargo, las Hijas de la luna consideran que, si bien éstas son más “eco friendly”, también tienen un alto costo fuera de las posibilidades económicas de muchas mujeres.

Tonalli Ibáñez Salmerón, una de las integrantes del grupo, explicó que una copa menstrual certificada cuesta alrededor de 500 pesos, pero también requiere de cuidados específicos y debe ser esterilizada constantemente. “Hay personas que no tienen agua en su casa, ¿cómo van a desinfectar una copa?”, cuestionó.

Esta discusión llevo al grupo a poner en perspectiva la situación de las mujeres que viven su ciclo menstrual sin acceso constante a las toallas, por lo que decidieron hacer algo al respecto. Contactaron a una doctora que las asesoró sobre las colonias en donde habitan las familias con menos recursos, como la 1 de mayo, PRD, entre otras, y por ello acordaron hacer una colecta para apoyarlas.

Mediante redes sociales, lanzaron una invitación a la sociedad de Chilpancingo a participar con donaciones en especie o bien, dinero que el grupo destinará a la compra de las toallas. El centro de acopio lo instalaron en el quiosco de la alameda Francisco Granados Maldonado, mismo que colocarán los fines de semana por tiempo indefinido.

Hoy fue su primer día de recolección, las jóvenes informaron que les fue bien pero han recibido más donaciones en efectivo que paquetes de toallas sanitarias; consideran que la menstruación es un tabú aún en pleno Siglo XXI, a pesar de que “no tiene nada de malo, es un proceso natural”. Las chicas esperan que en el tiempo que dure su actividad, las personas tengan más apertura a participar.

De acuerdo con la Secretaría de Salud Federal, la primera menstruación o “menarca” ocurre entre los 9 y 15 de edad; mientras que el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef por sus siglas en inglés) estima que, en México, el 43% de niñas y adolescente prefiere quedarse en casa que ir a la escuela durante su periodo.

Además, sólo 5% de los niños y adolescentes tiene conocimientos precisos sobre la menstruación, lo que los limita a entender los retos que enfrentan las mujeres durante su periodo. En el caso de las familias, sólo el 5% de los padres hablan con sus hijas de la menstruación; incluso, los médicos sólo inciden 7% en niñas y mujeres adolescentes

Compartir en...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *